Como controlar los disparadores del conflicto en los niños.

Los padres dedican mucho tiempo a tratar de aumentar o disminuir ciertos comportamientos de sus hijos: recoger los juguetes, no pegar a otros niños, comer o dejar de llorar cuando quieren algo… La clave para conseguirlo está en las consecuencias que el niño obtiene cuando realiza o deja de realizar la conducta.

Los comportamientos se repiten o no en función de las consecuencias que les siguen. Un niño no nace sabiendo qué puede hacer y qué no, qué acción es la acertada en cada situación o qué repercusiones tiene su comportamiento en los demás. Son los padres los encargados de que lo aprenda, haciéndole ver las consecuencias que siguen a su conducta; de este modo, aprenderá un esquema estable de comportamiento. Esto se puede hacer de varias formas: mediante sistemas de puntos, elogios y alabanzas, castigos eficaces, retirada del niño de situaciones agradables, etc.

Pero hoy nos vamos a intentar centrar en controlar los disparadores del conflicto. Es decir, vamos a intentar prevenir la aparición de las conductas más indeseadas que tienen los pequeños, ya que muchas veces nos ahorraríamos conflictos si nos fijáramos en lo que ocurre alrededor de la situación en la que el niño practica esa conducta que consideramos inadecuada.

Por ejemplo, si no deseamos que nuestro hijo pique entre horas, con no dejarle a mano productos que le gustan evitarnos una rabieta cada vez que los ve y los pide. Basta con guardarlos en un armario o simplemente dejar de comprarlos durante un tiempo. Se trata de aplicar la misma medida que mueve a tapar los enchufes de la casa o cubrir los muebles que tienen picos: prevenir antes que curar, anticiparse al conflicto.

A esto lo llamamos control estimular y consiste en estar pendientes de todo aquello que suponemos que puede ser detonante de un conflicto (estímulo) para retirarlo antes de que lo provoque.

El control estimular, por tanto, se refiere a aquellas circunstancias externas al niño que afectan directamente a su conducta y que, cuando se controlan, reducen o incluso llegan a suprimir las probabilidades de que se produzca un comportamiento inadecuado.

Algunos ejemplos que pueden ayudar a poner en práctica el control estimular:

  • Si el niño no atiende a una orden -como recoger la habitación- porque está viendo la televisión, hay que ponerse delante del televisor y captar su atención o esperar a que acabe la película para hablar con él. Para asegurarse de que atiende cuando se le da una orden, es conveniente ponerse a su altura y captar su mirada.
  • Si se ha decidido retirarle alto -un juguete, una chuchería-, no hay que dejárselo a mano, sino llevárselo a donde no le sea fácil cogerlo.
  • Si el niño es muy activo y curioso, se recomienda quitar de su alcance objetos que pueda romper, como jarrones, vajillas o cerámicas.
  • Si se le deja solo cuando va a gritar, es muy probable que esa conducta disminuya.
  • Si se le explica antes de salir de paseo que si no va de la mano por la calle habrá que volverse a casa, así sabrá a qué atenerse.

Para controlar los estímulos son muy eficaces las tareas de distracción y las actividades alternativas. El principio en el que se basan tiene mucho que ver con el control estimular:

  • En las tareas de distracción se intenta retirar la atención del niño hacia lo que pide insistentemente, para centrarla en otra cosa. Por ejemplo, se le dice que no a una chuchería que se le antoja en la calle y se sigue andando, dejando de lado la tienda, mientras le hablamos de otro tema.
  • En las actividades alternativas se busca la implicación del niño en una actividad incompatible con el comportamiento negativo. Por ejemplo, encargarle que nos busque un determinado producto cuerdo está enrabiado en el supermercado, ofrecerle jugar a algo cuando está lanzando juguetes o hacerle cosquillas cuando empieza a llorar.

En ambos casos hay que acabar reforzando el comportamiento del niño: “Qué bien que me ayudes a hacer la compra”, “como me gusta que me cuentes cosas”, “me encanta cuando te ríes”.

2017-10-20T10:57:23+00:00

Deje su comentario